¿Estado del césped, estrés, pretemporada…? Dembélé se lesiona de gravedad.

Posted by

La mañana de ayer domingo se confirmaba la baja de entre tres y cuatro meses como mínimo para el jugador del FC Barcelona –Ousmane Dembélé– a causa de la rotura del tendón del bíceps femoral de su pierna izquierda. Está previsto que viaje hoy a Finlandia para que sea intervenido mañana martes por el prestigioso doctor Sakari Orava, uno de los grandes especialistas del mundo en lesiones de tendones y músculos que ha operado a multitud de deportistas de élite como Guardiola, Beckham… Se produjo la lesión en el minuto 26 de la primera parte tras una jugada por la banda izquierda después de varios recortes y un taconazo que fue definitivo para la rotura del tendón. El directivo del FC Barcelona, Robert Fernández, dejó entrever tras el partido que el césped del Coliseum Alfonso Pérez estuvo relacionado con la lesión. Concretamente se le preguntó si tuvo que ver el césped seco a lo que contestó: “Sí, claro”.

La lesión del extremo blaugrana abre un debate interesante: ¿debe haber unas reglas establecidas por la LFP para todos los equipos sobre el estado del terreno de juego? Concretamente, las competiciones dirigidas por la FIFA, como es el mundial de selecciones, un encargado de FIFA garantiza que el césped esté en las condiciones que cree oportunas dicha organización. Sin embargo, en la LFP cada equipo maneja el estado de su césped a su antojo. Todavía no existe una reglamentación y será complicado porque varía mucho dependiendo de la zona; no es lo mismo el clima en Valencia que en San Sebastián ni a una hora u otra. ¿Cuál es la solución? Habitualmente se riega diez minutos antes del partido pero en el caso de Getafe nos consta que no se hizo así. Quizás la solución es que haya unos mínimos de riego para evitar precisamente un césped seco propenso a lesiones y un máximo para evitar estampas como hace décadas se producían con campos encharcados para contrarrestar la calidad del equipo visitante.

Otro tema es si la lesión grave de Dembélé fue a causa sólo del césped o de varios factores como el estrés producido por un verano tenso donde el jugador de sólo 20 años no sabía en qué equipo iba a jugar esta temporada hasta casi el último día del mercado. Además, la tensión de entrar en un equipo repleto de estrellas, la nula pretemporada que ha realizado y de repente jugar varios partidos de titular… Sobre lo último podíamos ver el pasado 7 de septiembre unas imágenes del propio Dembélé llevándose la mano precisamente al muslo lesionado este fin de semana. Quizás la predisposición del chico por agradar al equipo que le ha fichado, realizando esfuerzos continuados estos partidos, unido al estado del césped  seco y la sobrecarga de partidos que no fue percatada por el cuerpo técnico, fue el desencadenante de la lesión. Al final, el perjudicado es el FC Barcelona que ve cómo un fichaje de más de 100 millones de euros se va a quedar en el dique seco mucho tiempo. Precisamente el jugador que ilusionaba a la afición y que tiene la ardua tarea de sustituir a Neymar. Por cierto, un Neymar que casualmente se lesionó en el mismo minuto en ese mismo campo. ¿Casualidad?

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *